viernes, 20 de enero de 2012

"El modelo actual no es sostenible".

Cambiar los hábitos de consumo, clave en la lucha contra el cambio climático


Madrid, 20 ene (EFEverde).- La subsecretaria de Planificación y Política Ambiental de Argentina, Silvia Alicia Révora, ha apostado hoy por un cambio en los hábitos de consumo energético y por evitar el "despilfarro" de los recursos naturales como eje fundamental en la lucha contra el cambio climático.
DINAMARCA CAMBIO CLIMÁTICO:NIE028 COPENHAGUE (DINAMARCA) 15/12/2009.- Una mujer explica los efectos del cambio climático durante un acto en el pabellón de Estados Unidos, durante la Cumbre del Cambio Climático que se celebra en Copenhague, Dinamarca, hoy, martes 15 de diciembre de 2009. EFE/Kay Nietfeld
En el I Foro Global de Sostenibilidad que se celebra en Madrid, Révora ha reflexionado sobre las causas que han provocado esta "crisis ambiental a nivel mundial" que tiene el calentamiento global como máximo exponente.

En su opinión, la principal causa que nos ha llevado a esta situación es el actual "modelo de producción y de consumo, que no es sostenible" porque, entre otras cosas, "elimina la biodiversidad y por tanto la vida".

Así, Révora se ha mostrado partidaria de cambiar los hábitos de consumo y evitar el despilfarro de los recursos naturales como camino para conseguir reducir las emisiones de carbono.

Ampliar la vida de los útiles cotidianos

En este sentido, ha destacado como un eje fundamental para alcanzar mejores hábitos de consumo el ampliar la vida útil de los materiales que se usan en la vida cotidiana porque -ha subrayado- no es normal que un coche o una televisión no se puedan utilizar por más de diez años.

"Si nosotros logramos comenzar a ser más austeros en el consumo, vamos a lograr una mayor equidad planetaria, vamos a mejorar la calidad de vida, habrá menos conflictos y lograremos que las generaciones futuras hereden un patrimonio natural", ha defendido.

En este camino, ha apelado a la "responsabilidad histórica de los países desarrollados que, desde la revolución industrial, han provocado este problema", puesto que los gases de efecto invernadero se acumulan en la atmósfera desde hace años.

"Los países desarrollados deberían liderar el camino hacia la reducción de emisiones transfiriendo su conocimiento y tecnologías a los países en vía de desarrollo", ha indicado.

Imparable crecimiento de la demanda de combustibles fósiles

También la ex consejera de la Comisión Nacional de Energía (CNE) Carmen Fernández Rozado ha lamentado la dependencia de los combustibles fósiles, que en la actualidad suponen el 80 por ciento de la demanda mundial de energía, así como el "imparable crecimiento" de la demanda y el deterioro del medio ambiente.

"El modelo actual no es sostenible", ha asegurado Fernández Rozado, quien considera imprescindible un modelo productivo que sea eficiente y que permita el desarrollo social e industrial de los países emergentes.

La ex consejera de la CNE ha afirmado, asimismo, que "corresponde a las sociedades industrializadas solucionar esta situación a través de todos los mecanismos que ayuden a la reducción de emisiones de CO2".

Por su parte, el presidente del Consejo de Administración y consejero delegado de Atradius, Isidoro Unda, ha apostado por la eficiencia y la innovación para conseguir el objetivo de reducción de emisiones.

Unda ha explicado que, desde el sector de las aseguradoras, "están realmente preocupados" por la degradación medioambiental y las grandes catástrofes, puesto que cada vez hay más empresas, tanto en China como en EEUU, que sitúan sus edificios en zonas costeras, "puntos muy conflictivos de cara a huracanes" u otros desastres naturales, que suponen un gran riesgo para las empresas de seguros. EFEverde

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada