sábado, 28 de abril de 2012


ConocoPhillips y CNOOC pagarán 267 millones de dólares por vertido en China

Pekín, 28 abr (EFE).- La compañía petrolera estadounidense ConocoPhillips y la estatal china CNOOC deberán pagar una indemnización de 1.683 millones de yuanes (267 millones de dólares o 200 millones de euros) por los vertidos de crudo que el pasado verano afectaron al mar de Bohai, en el Mar Amarillo (costa norte de China), anunciaron las autoridades del país asiático.
La multa fue anunciada por la Administración Oceánica Estatal, casi un año después de un accidente medioambiental que desató gran polémica en el país por la lentitud de ConocoPhillips y CNOOC a la hora de informar sobre los vertidos, que se produjeron en varias plataformas marítimas de la zona.

Buena parte de la sanción recae sobre ConocoPhillips, considerada principal responsable del desastre medioambiental y que deberá pagar 190,95 millones de dólares (144 millones de euros), mientras que la multa para CNOOC es menor, de 76,18 millones de dólares (57 millones de euros).

Las cifras, en todo caso, son mucho mayores que las que circularon inicialmente el pasado año, en las que se aventuraba un pago de indemnizaciones por valor de unos 15 millones de dólares (11 millones de euros).

Los yacimientos donde se produjeron los accidentes, en junio y julio del pasado año, son propiedad conjunta de CNOOC (que posee un 51 % de las acciones) y ConocoPhillips (con el 49 % restante), pero es la estadounidense la que opera las plataformas, por lo que el Gobierno chino la declaró principal responsable.

CNOOC y ConocoPhillips tardaron varias semanas en informar de los dos vertidos y la estatal china intentó minimizar la superficie afectada, ya que en un principio habló de 200 metros cuadrados, en lugar de los 6.200 kilómetros cuadrados que realmente quedaron afectados.

El vertido afectó a la fauna del mar de Bohai (una de las zonas marítimas más degradadas de China) y causó grandes pérdidas a los pescadores locales, además de producir considerables daños medioambientales (la marea negra llegó a afectar incluso a las cercanías del principal puerto septentrional de China, en Tianjin).

CNOOC, especializada en la explotación de yacimientos marinos, es una de las petroleras chinas -junto a Sinopec- que ha sonado en las últimas semanas como posible interesada en invertir en la argentina YPF, expropiada por el Gobierno del país suramericano a la española Repsol. EFE

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada