sábado, 28 de julio de 2012


El Consistorio de Barcelona presenta los 22 proyectos para acceder a Collserola

A partir de otoño los ganadores desarrolarán el diseño definitivo de las 16 puertas

La oposición en el consistorio barcelonés critica la falta de información


Antoni Vives, teniente de alcalde de Barcelona y responsable de Urbanismo. / EL PAIS
El concurso organizado por el Ayuntamiento de Barcelona para elegir los proyectos que servirán como idea para diseñar las 16 puertas que unirán la ciudad con el parque de Collserola, o como dicen sus promotores, hacer bajar la montaña a la ciudad, ya tiene sus 22 ganadores. Los equipos vencedores, que han salido elegidos de entre 112 finalistas, tendrán que desarrollar, nunca antes de otoño, las ideas y las iniciativas presentadas que finalmente darán forma a las nuevas vías que conducirán hasta la sierra.

Para esta fase final de diseño, el consistorio barcelonés quiere que los equipos ganadores colaboren con las asociaciones de vecinos de los barrios por los que trascurrirán las conexiones con la montaña, básicamente aquellos que pertenecen a los distritos del norte de la ciudad como Les Corts, Gràcia, Sarrià, Horta y Nou Barris.

Antoni Vives, responsable de Hábitat Urbano de la capital catalana, ha presentado el trabajo de los grupos vencedores, aunque ha eludido hablar de cualquier tipo de calendario previsto para la ejecución de las obras ni si alguno de los 16 ecoductos comenzará antes que otros. “Solo puedo decir que durante esta legislatura habrá actuaciones en todas las puertas”, ha recalcado Vives, que tampoco ha hablado del presupuesto destinado para el proyecto.

En este sentido, el director del parque de Collserola, Marià Martí, ha hecho hincapié en la necesidad de ejecutar las “actuaciones necesarias” con prudencia, ya que “las prisas conllevan siempre que las cosas se hagan sin reflexión”. Oleguer Farràs, ecologista de la Plataforma Cívica por la Defensa de Collserola, ya calificó también hace un mes de “sinsentido” el hecho de ejecutar el proyecto de Las 16 Puertas antes de aprobar el plan especial del parque, un instrumento de conservación de las 8.295 hectáreas de área protegida, de obligatoria redacción y sobre el que aún no se ha empezado a trabajar. El nuevo texto debe reglar el uso del parque. Desde la velocidad máxima de las bicicletas, la relación del con las zonas urbanas y la gestión forestal, hasta el paso de los más de 2 millones de personas que anualmente visitan la zona protegida.

Assumpta Escarp, concejala socialista del consistorio barcelonés, se ha sumado a las críticas de Farràs. Escarp ha criticado también la falta de datos básicos como el calendario de ejecución y el presupuesto previsto. “Han comenzado la casa por el tejado; ahora quieren priorizan Las Puertas sin acabar otras planificaciones”, ha dicho la concejala, en referencia a los múltiples proyectos, como el paquete de equipamiento de Roquetes, que están aprobados para las zonas por las que está previsto que pasen los “ecoductos”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada